9 de junio de 2019

EL CINEMATÓGRAFO DE S'HORT D’EL REI

El Cinematografo Balear (Aportacion de Biel Pomar)


S’Hort del Rei en 1900 era un solar yermo y cercado por unas paredes y unas verjas en la calle Marina, en cuyo interior del solar estaban edificados dos locales de madera: el Teatro Circo Balear y un café anexo al mismo. Dicho solar era propiedad del Real Patrimonio y se acordó sacarlo a subasta por seis años. Se inicio una fuerte campaña contra D. José Tous Ferrer que era uno de los postores pero fue adjudicado al Sr. Tous por ser el mejor postor. Así en el mes de junio se iniciaba la subasta para el derribo y venta del contenido del antiguo teatro circo y el 28 de junio de 1900 se montaba provisionalmente en la parte del solar de la calle Marina un pabellón de madera denominado Cinematógrafo Balear, en el que se proyectarían películas e imágenes fijas hasta el mes de marzo de 1904.
 
Curioso artículo aparecido en la revista “La Roqueta” en el que se anuncia la próxima apertura del Cinematógrafo Balear, en forma de una esporádica conversación callejera captada por un periodista.


El cinematógrafo Balear debía tener una apariencia muy frágil, como relataba la revista La Roqueta:
La Roqueta 30 de junio de 1900

“S'está acabant sa caseta de fusta instalada a s'Hort d’el Rey aont s'han de donâ exhibicions de cinematúgraf.

Abans d'obrirse an es públic sería convenient que s'enginyê provincial hei pegás una uyedeta amb objecte d’evitâ desgracies, perque, la veritat, pareix feta de cartes.

No sia cosa qu’en teni es cap batut mos hajin de posâ sa cervellera.”

(La Roqueta,  30/6/1900.)
 

“Diumenge comença a funcioná es cinematógraf, però tenia rovey a ses corrioles y no va anâ de cap manera.

Com s'idea era fê cosa millô, se suspengueren ses sesions, y aviat, segons noticies, tornarán començâ d'un modo mes perfeccionat.
La Roqueta, 7 de julio de 1900

En tornâ començâ. s'hauríen d'evitâ dues coses; primera, , sa de donâ sorpreses desagradables an es públic; y segona, sa de que sa gent qui hi va no recordás tant de prop es siulos i escándols d'es Teatre-Circo…”

Aunque la publicación fue critica con el nuevo cinematógrafo, recibió una invitación para asistir a su inauguración:

“Agraim molt a D. Pep Tous ses entrades que mos ha enviat per assistî an es cinematógraf que té montat a s'Hort d’el Rei.”
(La Roqueta, 7/7/1900.)
 
En el siguiente anuncio aparecido en La Ultima Hora (9/7/1900), ya se anuncia el metraje de una de las películas: “Cinematógrafo Balear, Huerto del Rey, secciones de 7 a 11 noche, vistas en negro y colores. Gran función para hoy. Además de un escogido programa, la bellísima película de cien metros, El hombre orquesta (Corto de 1900 de George Melies, en el que los hombres y las sillas se multiplican o desaparecen de golpe).
 

La Roqueta 01de septiembre de 1900
Entre las cintas mostradas destacan La Cenicienta (1899), también de Melies, de cuatrocientos metros y doce cuadros, en colores (pintados a mano con mismo sistema que se colorean las fotos) y ya considerada muy larga, Noche de bodas, «en colores» (La Roqueta, 01/08/1900.), Aladino, anunciada como un «cuento de hadas, de 45 cuadros, de 15 minutos de duración, doble que la Cenicienta», Riña en un café (1897), de Fructuoso Gelabert y de actualidad como Coronacion del Principe de Gales o las de la exposición de Paris.
 
La Roqueta 08 de septiembre de 1900
La Roqueta 22 de septiembre de 1900












Evidentemente, todavía no se anunciaba el realizador de la cinta. El espectáculo era complementado con la proyección de vistas fijas: «También causan excelente impresión las Proyecciones fijas que se dan a modo de intermedio, pudiendo admirar Monumentos y paisajes famosos.» (La Almudaina, 15/07/00.)
Es evidente la importancia cultural que se daba en el espectáculo: «Es digno de destacar el carácter instructivo y deleitable de la Sorprendente invención» (La Almudaina, 7/1900) o «el precio es inferior a la importancia del acto».


El señor Tous continuamente introducía mejoras no tan sólo en la proyección, mejorando el motor, sino que también trataba de atraerse la clase más distinguida y el público femenino ofreciendo el «Día de la moda», con películas «tomadas del natural», o complementando las proyecciones con música de gramófono. También introducía algún número de variedades (flamenco, una cantante o un ilusionista), y se subía la entrada cinco o diez céntimos, y ésta era la parte final del programa. En octubre de 1900 subió los precios hasta cincuenta céntimos con el mago Mr. Papus, que pasó una semana sin comida, encerrado en una jaula de cristal. Las variedades también serian una constante de las sesiones del cine durante muchos años.
La duración del programa pronto llegó a ser de unos cuarenta y cinco minutos, con seis o siete películas, incluidos los obligados descansos debidos a los cambios de las bobinas:
“Se darán audiciones fonográficas en combinación con las vistas de movimiento y fijas. Las secciones se verificaran en horas fijas, una cada hora, desde las 5,30. A pesar de la mayor duración de las sesiones, no suben los precios.” (La Almudaina, 17/11/1900.)


Cuando finalmente, el 28 de marzo de 1904, se desmonto el Cinematógrafo Balear, ya se había inaugurado el Truyol, y en el Principal, desde el 14 de marzo de 1904, también se proyectaban películas.


A continuación, podréis ver algunas de las películas que hemos citado, con las que nuestros tatarabuelos disfrutaron de su visionado. Solo tenéis que pulsar encima de ellas.



El Hombre Orquesta - Georges Melies 1900

La Cenicienta - Georges Melies 1899

Riña en un cafe -Fructuoso Gelabert 1897

Publicado por Pep.

Bibliografia:
- Cent anys de cinema a les illes - "SA NOSTRA" (1995)
- Classificacio 3R El cinema a Mallorca - Margalida Pujals i Mas, Manel Santana i Morro (1999)
- El cinema a les Balears desde 1896 - Crisfol Miquel Sbert (2001)

 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Si quieres hacer algun comentario y no tienes cuenta de gmail, puedes hacerlo seleccionando en el perfil: "Anonimo".
Al final, puedes poner tu nombre si así lo deseas.

Las antiguas murallas de Palma

Por Lorenzo Miró .  I. Primitivos recintos de Palma Plano del asentamiento romano Es posible que, antes de la dominación romana, ...